Esta es la historia sobre cuatro personas llamadas:

"Todo el Mundo",
"Alguien",
"Cualquiera"
y "Nadie".

Existía una importante labor a realizarse y
Todo el mundo estaba seguro que                       
Alguien lo haría.
Cualquiera pudo haberlo hecho, pero
Nadie lo hizo.

A Alguien le dió coraje sobre eso,
porque era trabajo de Todo el mundo.
Todo el mundo pensó que Cualquiera lo podría hacer,
pero luego Todo el mundo se dió cuenta que
Nadie lo haría.

Todo terminó el día en que Todo el mundo culpó a
Alguien cuando Nadie hizo lo que Cualquiera pudo haber hecho